REVISTA DE LA CONTRALORÍA 137 Quito, marzo 2019
Mejorando la comunicación institucional para beneficio de la sociedad El 13 y 14 de marzo, en Santiago de Chile, se llevó a cabo el I Taller Regional del proyecto “Mejorando el acceso a la información y el uso de productos de fiscalización gubernamental en América Latina y el Caribe”. Esta actividad, organizada por la Comisión Técnica de Prácticas de Buena Gobernanza de la OLACEFS, se preparó con el objetivo de apoyar a las entidades fiscalizadoras adscritas al organismo coordinador regional en sus esfuerzos por mejorar su comunicación con la sociedad, de manera que la ciudadanía utilice los productos resultantes de la fiscalización de los recursos públicos, para ejercer un efectivo control social. Para alcanzar esta meta, la información no solo debe estar disponible. Los organismos de control tienen la obligación de facilitar el acceso permanente y oportuno a datos actualizados y pertinentes, que le sean útiles a la sociedad para evaluar la gestión de los diferentes niveles de gobierno. Este ejercicio se amplía gracias al desarrollo permanente de herramientas tecnológicas, en el ámbito de las comunicaciones de la información. Durante el taller, dirigido a técnicos de las áreas de comunicación de las Entidades Fiscalizadoras Superiores (EFS), se incentivó el intercambio de conocimientos, experiencias y buenas prácticas aplicadas en cada país para mejorar los procesos de comunicación y acercar los resultados del control público a las distintas partes interesadas. Siguiendo la agenda, los organizadores presentaron y validaron los resultados obtenidos del diagnóstico y línea base efectuado para determinan las estrategias de comunicación, la disponibilidad de información, la facilidad de lectura, comprensión y uso de los productos de fiscalización. A partir de esta información, el taller se planteó como horizonte construir una propuesta de plan de acción regional en torno a estrategias de comunicación, que incrementen la disponibilidad y el uso de los productos de fiscalización en las EFS participantes, de manera que se mejore el conocimiento social sobre el trabajo que efectúan los organismos de control de la región. El sustento del taller se encuentra en la “Declaración de Principios de Rendición de Cuentas”, efectuada en 2009 y en las “Herramientas para la aplicación de los principios”, elaboradas en 2014. Tuvo como base también los resultados del “Índice de disponibilidad de información a la ciudadanía sobre la gestión”, IDIGI 2017 y el proyecto “Mejorando el acceso a la información y el uso de productos de fiscalización gubernamental en América Latina y el Caribe”, que respaldaron las líneas de trabajo a aplicarse para construir nuevas estrategias y rutas de trabajo en el área de comunicación de las EFS. Para conocer el punto de partida se expusieron los resultados del IDIGI 2017-2018, que ubica a Ecuador con una calificación buena. Debe destacarse que la Contraloría ecuatoriana mejoró 12 puntos en la disponibilidad de información en las mediciones realizadas entre 2017 y 2018. Además, los representantes de la Corporación Acción Ciudadana Colombia –coorganizadores del evento– destacaron la labor que se efectúa en el país para dar a conocer los resultados del trabajo institucional y para transparentar los diferentes aspectos de la gestión administrativa interna y de control público. Este incremento se debe a la sensibilización interna respecto de la necesidad de comunicar de mejor manera los resultados institucionales, así como la importancia que tiene la publicación de información relevante sobre el marco institucional, los alcances y resultados del control sobre los ciclos presupuestarios y sobre la rendición de cuentas de los organismos fiscalizados. A pesar de la mejoría, los países de la región tienen el reto de impulsar innovaciones para ampliar y mejorar el servicio a la población. Específicamente desde el ámbito de la comunicación, la innovación en los procedimientos debe promover y difundir el valor y el beneficio de la fiscalización, el impacto positivo que tiene en la vida de los ciudadanos y en el mejoramiento de los servicios públicos. En este sentido, las personas vinculadas con esta labor deben plantearse nuevos enfoques, que logren un impacto positivo en la audiencia, reflejados en un plan de comunicación que incida en los siguientes niveles: Organizacional: conformación de las áreas de comunicación. Funcional: procedimientos y prácticas en la ejecución de las labores. Imagen institucional: directrices para la elaboración de mensajes. Productos de comunicación: uso, periodicidad, objetivos. Oportunidades de mejora: acciones encaminadas a fortalecer el trabajo. Los contenidos de las exposiciones y las actividades prácticas prepararon a los asistentes para elaborar planes de comunicación homologables, que atiendan a la definición de tres elementos: público objetivo, mensaje y los canales que se emplearán, observando las características de cada entidad fiscalizadora, sus facultades y el entorno social en el que funciona. El acceso ciudadano a los datos sobre el manejo del presupuesto y cumplimiento de obligaciones constitucionales alcanza inmediatez y efectividad a través de los portales web. Por este motivo, organizaciones de la sociedad civil, como la Corporación Acción Ciudadana Colombia, AC-Colombia, efectúan mediciones heurísticas para evaluar la usabilidad de los portales. En la exposición de las buenas prácticas se destacó la Contraloría ecuatoriana por la iniciativa de implementar videos con lenguaje de señas para personas con limitaciones auditivas, en la página web.