REVISTA DE LA CONTRALORÍA 138 Quito, junio 2019
CGE fortalece el control de los recursos públicos en el territorio La Constitución de la República del Ecuador, en su artículo 211, dispone que la Contraloría General del Estado será la encargada de controlar la utilización de los recursos públicos. Además, la faculta a emitir la normativa necesaria para ejercer a cabalidad este encargo. Para fortalecer el control de los bienes y capitales públicos en el país, el 30 de abril de 2019 se crearon dos Direcciones Nacionales de Auditoría en Territorio, una encargada de la región Costa e Insular y otra, cuya jurisdicción será las provincias de la Sierra y del Oriente. La creación de estas direcciones, modificación que consta en la reforma al Estatuto Orgánico de Gestión Organizacional por Procesos Sustitutivo y en el Reglamento de Ámbito de las Unidades Administrativas de Control de la institución, permitirá el desarrollo de las actividades de control en el territorio nacional. El objetivo de esta nueva organización en el nivel desconcentrado es adecuar las tareas de control de cuentas a las estructuras locales, en las que actúan agentes de los gobiernos seccionales y central. De esta manera, el funcionamiento guardará coherencia con la estructura de la división territorial del país. Las Direcciones Nacionales de Auditoría en Territorio estarán a cargo de efectuar el seguimiento de la planificación y ejecución de las acciones de control en las direcciones provinciales, según las competencias asignadas y las instituciones que constan en su catastro. Además, asesorarán en la realización de los informes de auditoría gubernamental y verificarán que las acciones de control se cumplan en el plazo establecido. La Dirección Nacional de Seguimiento Territorial Costa e Insular coordinará y consolidará el trabajo institucional. Tendrá su sede en Guayaquil y estará a cargo de las Direcciones Provinciales de Auditoría de Guayas, El Oro, Los Ríos, Santa Elena, Esmeraldas, Santo Domingo de los Tsáchilas, Manabí y Galápagos. Por otro lado, la Dirección Nacional de Auditoría en Territorio - Sierra y Amazónica tendrá su sede en Quito y se estructurará mediante las Administraciones de Gestión Territorial integradas por las provincias de Sucumbíos, Orellana, Napo, Pastaza, Morona Santiago, Zamora Chinchipe Carchi, Imbabura, Cotopaxi, Tungurahua, Bolívar, Chimborazo, Cañar, Azuay y Loja. Desde 2017, la Contraloría efectúa acciones para revisar, concluir y perfeccionar los procesos de control en todas las áreas, desde la fase de planificación hasta el establecimiento de sanciones y seguimiento de recomendaciones, con particular énfasis en la gestión de las Direcciones Provinciales de Auditoría. Ese año se efectuó una evaluación interna, en la cual se constataron las limitaciones y fragilidad en la secuencia de los procesos, particularmente en las unidades ubicadas fuera de la capital. Frente a este panorama se asumieron decisiones administrativas, con el propósito de perfeccionar el sistema orgánico-funcional de la institución y lograr que todas acciones control, en la matriz y a nivel descentralizado, cumplan con el objetivo de precautelar el uso correcto, eficiente, de calidad y transparente de los recursos públicos. Las direcciones encargadas del seguimiento territorial deberán ejecutar visitas periódicas a las oficinas provinciales bajo su coordinación, para verificar el cumplimiento de los planes de control y el respeto al debido proceso. Además, informará sobre cualquier desviación, retraso, incumplimiento y las solicitudes de cancelación de exámenes. Esto se traducirá en mejoras en la calidad de los informes e incrementos en la cantidad de acciones que se efectúan anualmente en el territorio. La descentralización, como modelo de gestión, es una característica de los Estados modernos. Permite priorizar la utilización de los recursos y diseñar soluciones pertinentes para las problemáticas locales. Además, es el mecanismo para desarrollar las tareas del ente de control en los niveles locales y elevar la eficiencia en la prestación de servicios y atención al usuario. Así, estas modificaciones mejorarán sustancialmente la relación entre la ciudadanía y la Contraloría.
Acciones de control en ejecución e informes aprobados en las Direcciones Provinciales de Auditoría. Fuente: Dirección Nacional de Planificación Estratégica y Evaluación Institucional. Periodo: 1 de enero a 24 de junio de 2019.